Nuestra comunidad podría entrar en la Fase 2 de la desescalada planeada por el ejecutivo central

Esta semana próxima será crucial para el futuro de Canarias. Si bien, tres de sus islas (La Gomera, El Hierro y La Graciosa) ya han entrado en Fase 2 desde esta semana, el resto del archipiélago tendrá que esperar hasta finales de esta semana para saber si, a partir del 25 de Mayo, formará parte del grupo de comunidades que entren en Fase 2.

Esto supondría un gran avance, principalmente para el ámbito del turismo, y además, también para la restauración, pues tanto hoteles como restaurantes podrían trabajar a un 40% del aforo.

En el caso de los hoteles, se eliminaría el uso de las zonas comunes y siempre con unas condiciones de limpieza aún más radicales que las que ya suelen tener los complejos hoteleros.

En cuanto a los restaurantes, hay que explicar que finalmente no será necesario utilizar mamparas de separación, y lo que sí se obliga es la colocación de gel hidroalcohólico para que los clientes puedan lavarse las manos a la entrada al local.

Los utensilios usados deberán colocarse en un lugar en el que no tengan contacto con otros clientes, y con la menor cantidad de personal posible.

Además, no es obligatorio – ni aconsejable – el uso de guantes para los camareros, pero sí lo será el uso de mascarillas.

Los clientes deberán estar separados 2 metros el uno del otro, y este dato es importante recalcarlo. No se trata de que las mesas estén a 2 metros, sino que los clientes, una vez sentados, sí lo estén.

Son muchos los negocios de Canarias que esperan esta medida para poder abrir sus puertas tras más de 60 días sin generar ingresos.

Deja un comentario